Noticias recientes
⇒ Con promoción del autocuidado y prevención disminuirá la incidencia de enfermedades⇒ Alcalde de Santiago de Anaya enfrentará un Proceso Especial Sancionador⇒ Rechazan vecinos de El Borthi el basurero a cielo abierto y sin control ⇒ Llaman a jóvenes a participar en el programa “Vivienda Joven”⇒ Elegirán ombudsman con legalidad y en procesos democráticos⇒ El Nuevo Sistema de Justicia Penal Acusatorio carece de visión sistémica, recursos y evaluaciones⇒ Impulsa Gobierno de Hidalgo causas de los ODS y la Agenda 2030 de la ONU⇒ Repudian la liberación de Arturo Aparicio Barrios⇒ Instalará LXIII Legislatura periodo extraordinario para entrega de presea “Pedro María Anaya”⇒ IMSS Hidalgo paga oportunamente lo pagos de subsidios: M. Lourdes Osorio Chong⇒ En puerta reapertura El Mexe⇒ Abren Convocatoria a personas artesanas a participar en Feria San Francisco Hidalgo 2018
TREN PARLAMENTARIO
Sección: Nacional
Fecha de publicación: 13 de Marzo de 2018

Elvia, “la gran revolucionaria socialista y feminista de México”


VICENTE BELLO

El Senado de la República otorgó el jueves a la senadora del PRI María Elena Chapa Hernández, el reconocimiento “Elvia Carrillo Puerto”.
Pero, ¿quién fue Elvia Carrillo Puerto? A propósito de ella –en el marco del Día Internacional de la Mujer-, esto se dijo de Carrillo –en voz de la senadora Martha Palafox- en la tribuna senatorial:
“Fue una mujer yucateca, no sólo la clásica soldadera de la Revolución, sino una mujer socialista a la altura de su tiempo y de las mejores mentes del momento, también conocida como la ‘Monja Roja del Mayab’.
“Por sus ideas socialistas, luchó incansablemente por la reivindicación de los derechos políticos de las mujeres. Fue su dedicación al feminismo socialista la bandera que enarboló cual religión socialista lo fue hasta la muerte.
“Luchó siempre en contra del fanatismo religioso y a favor del libre albedrío sobre nuestros cuerpos.
“Nació en Motul de Carrillo Puerto, Yucatán, población situada a 44 kilómetros al este de Mérida, el 6 de diciembre de 1878.
“Elvia Carrillo Puerto creció en una familia de clase media baja, ocupó el sexto lugar de trece hermanos. Estudió en una escuela secular, ocupada de alumnos cuya lengua materna era el maya.
“Es durante su infancia que adquiere plena conciencia de las abismales desigualdades sociales que imperaban en la época, los actos de injusticia y crueldad que presenció se convirtieron en el motor de su causa por cambiar las cosas. A ella le tocó ser testigo de los horrores de la esclavitud del indígena maya.
“Fue la seguidora de una de las luchadoras sociales más importantes de la época en Yucatán, Rita Cetina Gutiérrez, periodista que fundó la sociedad feminista La Siempreviva, identificada como una lectora ávida e incansable, abrevó en la biblioteca de la iglesia de su pueblo las ideas transformadoras de las mentes brillantes, de las grandes pensadoras francesas, inglesas y estadounidenses de su época, mujeres pioneras y fundadoras del feminismo moderno.
“Niña, a los 13 años de edad, contrae matrimonio con Vicente Pérez, con quien tuvo un hijo, Marcial Pérez Carrillo.
“Elvia Carrillo enviudó diez años más tarde, hecho que le otorga la mayoría de edad a los 23 años, en una época en que la edad de la emancipación de las mujeres solteras se alcanzaba hasta los 31.
“Viéndose en una situación precaria, trabajó de maestra y escribana, además de continuar su lucha con la causa socialista.
“Elvia, desde niña, vivió en una zona altamente poblada por indígenas mayas; era bilingüe, y en sus clases enseñaba primero a leer y escribir en maya, y después en español. Defensora de los derechos humanos, comenzó a enseñar a sus alumnos la Constitución del país de su hermano Felipe.
“Es en el ámbito educativo y ante el conocimiento directo que tiene de las desigualdades entre hombres y mujeres ante la ley, que Elvia fundó a lo largo de una década ligas feministas, campesinas y socialistas.
“Al igual que el prócer Belisario Domínguez, fue víctima de persecuciones por el gobierno de Victoriano Huerta, y años más tarde por el gobierno de Venustiano Carranza.
“Elvia, para entonces, era miembro activo del Partido Socialista del Sureste, se vio obligada a abandonar Yucatán, y refugiarse en el Distrito Federal.
“En el año de 1912 se trasladó a Motul donde fundó la primera organización femenina de campesinas, la cual fue considerada como la más importante por los numerosos contingentes que la integraban, y por impulsar siempre la incorporación de las mujeres en la política agraria, razón por la que aquellos que veían atentar contra su estabilidad y el conservadurismo de la época, la calificaban de sufragista y bolchevique.
“… Su lucha trascendió fronteras locales, ya que no sólo se encargó de organizar grupos feministas de reflexión en Yucatán, sino también lo hizo en la Ciudad de México.
“Fue la primera candidata de izquierda electa al Congreso yucateco, cargo que desempeñó por dos años y que tuvo que dejar ante la situación convulsa por la que atravesaba el estado. “Su actividad incansable en la política la llevó a fundar en 1927 la Liga Orientadora Femenina Socialista para Atención a Menores Desamparados y Madres Solteras.
“En 1931 funda la Liga de Acción Femenil para luchar por los derechos políticos de las mujeres sin descanso y a veces de forma individual. Continúa su trabajo por alcanzar el reconocimiento a la ciudadanía de las mujeres mexicanas.
“Prueba de la seriedad y dedicación a la causa feminista de Elvia Carrillo Puerto, es el hecho que ella será la única de las prominentes feministas de la época que seguirá luchando contra viento y marea durante las décadas siguientes por la obtención del sufragio femenino y la concientización de las obras y campesinas mexicanas, a pesar de la difícil historia que le tocó vivir.
“Los Presidentes Lázaro Cárdenas y Adolfo Ruiz Cortines, reconociendo la lucha de Elvia Carrillo le otorgaron premios como ‘Veterana de la Revolución’.
“Durante sus últimos años de vida trabajó en diferentes instituciones del gobierno, siempre luchando e instruyendo en la causa de la igualdad y el socialismo a las mujeres mexicanas.
“En 1967, Elvia Carrillo Puerto muere en la Ciudad de México a los 90 años, desde entonces se le reconoce como una gran revolucionaria socialista y feminista que luchó durante toda su vida por los derechos de la mujer, de las indígenas, de las campesinas mayas en su estado natal y por las miles de obras y de mujeres mexicanas”.
La nuevo leonesa María Elena Chapa fue laureada al final con el reconocimiento.



CONTACTO


7189918   /   7189919
cambio21politica@yahoo.con.mx   /   cambio21agricolas@yahoo.con.mx

Síguenos en nuestas redes sociales.
Cambio21 Información Vespertina del Tercer Milenio. © 2015